DE GUIJUELO A OTRA GALAXIA

Una historia de terrícolas, planetas y robots transformaba la Plaza de Julián Coca esta tarde en un inmenso teatro de otra galaxia. Los encargados de tal aventura eran ya unos conocidos en Guijuelo: la compañía Teatro Mutis que ponían en escena su nuevo montaje, ‘Maleta. Misión espacial secreta’ que, con su habitual puesta en escena, se servirá del trabajo realizado con títeres de diversos tamaños para contar una historia divertida de enredo y aventuras.
En un futuro muy pero que muy futuro, cuando muchos planetas, satélites, asteroides y estaciones espaciales de nuestra galaxia ya están habitados, y todas sus gentes viven en paz y armonía, un joven terrícola embarca de incógnito en la nave “Siesta Interestelar”. Tiene un plan para salvar a los habitantes del satélite minero Brieva que viven aterrados desde que, por una extraña avería, sus bio-robots trituradores comenzaron a atacarlos. Ese era el argumento sobre el que articulaba una obra en la que la constante participación de los niños del público y el ir y venir de personajes del escenario a la plaza y de la plaza al escenario hacían que la tensión se mantuviera durante la casi una hora de duración.